Fútbol y menstruación Por fin comenzó la Liga Femenina 2024 en Colombia.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Es relativamente común que las deportistas sientan incomodidad por jugar con pantalones blancos durante su período. Existen estudios que demuestran que, por ejemplo, entre los 14 y 16 años, hasta un 40 % de jóvenes afirman que el período les frena sus actividades deportivas.

Algunos estudios de Nike correlacionan el abandono de la práctica deportiva de jóvenes menores de 18 años con su desarrollo. Un trabajo de 2017 demostró, con datos de 430 atletas de élite de 24 deportes diferentes, que la mitad utilizaban algún tipo de anticonceptivos hormonales. La ansiedad existe, y tiene efectos.

Reconociendo esto, el Manchester City hizo ajustes al uniforme del equipo femenino hace un par de años. Las directivas, atendiendo la solicitud de sus deportistas, decidió cambiar su tradicional pantaloneta blanca por una de color borgoña.

Aunque el City no fue el primero, su decisión fue importante por la repercusión de los Citizens. En efecto, tras el anuncio del gigante de Manchester, la presión por dejar de usar pantalonetas blancas ya fue imparable.

Durante el torneo de 2022, el de Wimbledon recibió fuertes críticas porque el código de vestimenta exigía, desde el S XIX, un blanco inmaculado, hombre y mujeres por igual. Grandes estrellas “del deporte blanco”, como Billie Jean King, venían denunciando los problemas de ansiedad que podían surgir al competir con el tradicional uniforme blanco.

Las críticas también estuvieron presentes durante la Euro 2022 de fútbol. Tras el partido inaugural, la goleadora Mead afirmaba que habían comentado el problema con Nike y que esperaban un cambio de color. En la final, que ganó Inglaterra a Alemania, igual vistieron todo de blanco. Pero pronto todo cambió.

Ya en noviembre de 2022, Wimbledon decidió relajar el estricto código del torneo. Desde entonces, las jugadoras pueden utilizar unas licras de color oscuro, siempre que no sean más largas que la falda o el pantalón. La siguiente conquista fue el Mundial de Fútbol Femenino 2023.

De cara al Mundial, la selección inglesa dejó para siempre los cortos blancos, eligiendo, en cambio, unos de color azul marino. Otro tono de azul eligió Nueva Zelanda que, opuesta al rugby, en fútbol utilizan un blanco prístino. Estados Unidos optó por el color azul oscuro.

Alex Krumer, profesor de la Universidad de Molde, en Noruega, presentó hace unas semanas un trabajo preliminar en el que se sugieren incluso efectos deportivos por utilizar pantalonetas oscuras. Es decir, la menor ansiedad puede traducirse en puntos. Quizá Millonarios, Santa Fe y los demás equipos en Colombia deban considerar retirar los pantalones blancos. El costo es cero, y el efecto puede ser significativo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email